La conciencia colectiva para mejorar el mundo: Responsabilidad Social Ambiental

Responsabilidad Social Ambiental
Responsabilidad Social Ambiental

Últimamente me he podido dar cuenta que la mayoría de las personas no toman conciencia de la responsabilidad social ambiental, que no es otra cosa que una serie de acciones y esfuerzos que llevan a cabo las empresas para compatibilizar sus actividades comerciales y corporativas con la preservación del medioambiente y de los entornos en los que operan. ¿Habías escuchado antes este término?

Esto se debe a que la preocupación por el medioambiente se ha convertido en uno de los puntos estratégicos de muchas empresas en la actualidad. Y es que si no cuidamos el planeta, las consecuencias pueden ser realmente devastadoras. Por eso, resulta fundamental concientizarnos y concientizar a los que nos rodean de la importancia de los pequeños gestos y acciones cotidianas, los cuales, pese a que en apariencia pasan desapercibidos, a largo plazo adquieren un papel importante.

En nuestras manos está aplicar y enseñar a las siguientes generaciones a reciclar, a utilizar menos papel, a llevar bolsas de tela al supermercado, entre otras acciones, pues nuestro ejemplo es sin duda la mejor referencia.

Y si estas buenas prácticas las trasladamos al sector empresarial, nos encontramos con las políticas de responsabilidad social ambiental, que son su manual de actuación para cuidar el planeta. El objetivo es evaluar todos los recursos naturales que una empresa utiliza para la creación de sus productos o servicios, por ejemplo: el agua, la energía eléctrica o las materias primas que se utilizan para el embalaje, entre otros.